Daniel Lipovetzky, el ubicuo

Daniel Lipovetzky: Primero fue un operador y boicoteador del gobierno anterior. Más tarde, fue un justificador de las medidas espantosamente anti populares que tomaba este gobierno. Desde decir que había que investigar sobre si Santiago Maldonado estaba en Chile escondido con los mapuches chilenos, hasta justificar y votar la reforma previsional. Todo con la misma cara de Droopy de siempre.

Daniel Lipovetzky, el ubicuo

Daniel Lipovetzky, el ubicuo

Por Débora Mabaires. Hoy vamos a analizar las diferentes operaciones de prensa que se están llevando a cabo para que el nuevo gobierno incluya miembros de este gobierno al que el pueblo le dijo «no va más».

 
Los más descarados, son los que piden la continuidad de Emilio Basavilbaso el destructor de ANSES, el que vació el Fondo de Garantía de Sustentabilidad desguarneciendo a los jubilados y trabajadores que algún día se jubilarán.
 
En redes sociales y radios se observa una insistencia inusitada con el sororo Daniel Andres Lipovetzky que, habiéndose quedado afuera de la lista de diputados nacionales, está como loco operando para que le den un cargo en algún lado. Aparece en cuanto medio de prensa hay.
Parece Droopy.
Prendés la radio, está Lipovetzky.
Prendés la tele, está Lipovetzky.
Cambiás de dial o de canal, aparece alguien mencionando a Lipovetzky.
¡Abrís «La guerra y la paz» de Tolstoi, y te aparece entre las páginas una tarjetita de Lipovetzky!
 
Y lo que es peor, tenés a los sororos y sororas de este lado, es decir, los que GANAMOS las elecciones, haciendo campaña por Lipovetzky!!!
 
Y vos te preguntás: qué hizo de maravilloso este muchacho para que de este lado del Jordán estén defendiéndolo?

Nada. Fue cómplice

Primero fue un operador y boicoteador del gobierno anterior.
 
Más tarde, fue un justificador de las medidas espantosamente anti populares que tomaba este gobierno.
 
Desde decir que había que investigar sobre si Santiago Maldonado estaba en Chile escondido con los mapuches chilenos, hasta justificar y votar la reforma previsional. Todo con la misma cara de Droopy de siempre.
 
Y como tiene muy buena llegada y amigos en a la DAIA, ese organismo no gubernamental de presión política y encubrimiento de crímenes de lesa humanidad; la nueva operación es para que Alberto Fernández lo nombre al frente del… INADI. (Como para generar una DAIA PRO con sueldo estatal y un nuevo centro boicoteador)
 
Sí, el caradurismo de quienes persiguieron mapuches, apalean senegaleses, le dispararon a bolivianos; y encarcelaron a descendientes de siriolibaneses porque no les gustan los árabes a los muchachos de la Mossad, no tiene límite.
 
Les dejo el link de la nota titulada «Alberto le podría dar el INADI a un diputado macrista» en la que NUNCA está lo que supuestamente dijo Alberto, ya que no habla Alberto. Habla Lipovetzky. Y mandan en la misma nota, tres links a otras notas de Lipovetzky.
 
Así que pavotes de este lado, que militan al enemigo para que les demos lugar en nuestro gobierno, vayan a una guardia médica.
Están insolados, o les dieron burundanga.
Porque el nivel de estupidez con el que se están moviendo, asusta.
 
A ver si aprenden de una vez, que ponerse un pañuelito verde no hace buenas a las personas. Son sus acciones cotidianas y la consecuencia de sus actos los que permiten elaborar un juicio sin quebrantos morales tan grandes.

Artículo enviado por la autora para su publicación
Débora Mabaires:
Tags: , , , , , , , , , , ,

Compartir:

GoogleRSS

Una respuesta en Daniel Lipovetzky, el ubicuo

  1. Gustavo Frusteri 19 noviembre, 2019 en 5:50 pm

    o haganse coger por un burro como dijo la elegante señora Romina Manguel

    Responder

Responder a Gustavo Frusteri Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.